Se trata de una actividad en la que, usando materiales de deshecho como botellas de plástico, tetrabriks, peladuras de fruta…etc, construiremos comederos pensados cada grupo de aves silvestres. Se realizará en un aula del Centro.

Se intentará transmitir información sobre qué comen las aves, cuales son los problemas de supervivencia que se encuentran a lo largo del año y cómo podemos ayudar a su alimentación en parques, jardines o incluso en las ventanas de las propias casas.

Todo ello con el fin de combinar la reutilización de materiales de deshecho con el aprendizaje de la ecología de estos animales. Tiene una duración aproximada de 60 min.